La llegada del hombre a la Luna

La Tierra y la Luna juntas. Crédito: NASA

Cuándo alguien pregunta por lo que hago y le cuento que estudio Astronomía, hay reacciones que son raras que falten.
La primera de ellas, luego de la sorpresa, es el comentario (que depende de la edad de la persona) “Yo quería/me gustaría estudiar eso, pero es mucha matemática; es muy difícil”. Como decía algún astrónomo entrevistado en el Boletín de Noticias del Observatorio “La Astronomía el sueño frustrado de mucha gente”. O algo parecido.
Otra reacción común es la pregunta “¿Crees que hay vida en otro planeta?”. Ya habrá tiempo para charlar sobre eso.
La última es: ¿Es verdad que el hombre llegó a la Luna? Yo creo que sí.

Para empezar, muchos no tienen idea de la cantidad de misiones del programa Apollo. Sin contar las primeras pruebas -menos aún el desastre en una prueba de despegue del Apollo 1, que se llevó la vida de sus tres tripulantes-, estaban planeados diez alunizajes. Seis se llevaron acabo, uno no pudo concretarse (Apollo 13) y los tres últimos se cancelaron por recortes presupuestarios. Ésto no demuestra nada por si solo, pero está bueno tenerlo en cuenta.

El argumento que siempre usé son los experimentos LLR (Lunar Laser Ranging).

Reflector dejado por el Apollo 14. Crédito: NASA

El experimento consiste en enviar pulsos de Laser a la Luna y medir el tiempo que le toma en regresar al observatorio. Luego con con una simple cuenta podemos calcular la distancia. Genial, pero ¿cómo hacemos que los pulsos lleguen nuevamente al punto de partida? Simple, apuntamos a alguno de los reflectores que dejaron en la Luna los astronautas de las misiones Apollo 11, Apollo 14 y Apollo 15.
El LLR se utiliza para mejorar los Sistemas de Referencia Terrestres (que se utilizan para dar la posición de los objetos en la Tierras), para mejorar los modelos que se tienen sobre la interacción Tierra-Luna y seguro que para otras cosas que desconozco. Además, hay al menos un observatorio que realiza esta clase de mediciones en Francia y otro en Alemania, por lo que no es algo que solo depende de la NASA.

Sin embargo, hay más. Muchísimas sondas fueron enviadas a la Luna, y de muchos países distintos. Muchos de ellos fotografiaron y en altas resoluciones. Entonces, ¿por qué no salió ningún país a negar este logro de la humanidad?.

Por último, les dejo una imagen de la Lunar Reconnaissanse Orbiter (LRO), de la NASA, del lugar de alunizaje del Apollo 11. Aquí pueden ver más imágenes, entre ellas algunas de los otros sitios de alunizaje.

Enlargement of area surrounding Apollo 11 landing site. Credit: NASA/GSFC/Arizona State University
Sitio de alunizaje del Apollo 11